Inicio - Servicio de prensa
UNESCOPRESS
Comunicados de prensa
Anuncios de prensa
Especiales
Fototeca
Oficinas fuera de la sede
Relaciones con la prensa

Portavoz del Director General
Flash Info
Nuevo Correo de la UNESCO
Agenda cultural
Ediciones UNESCO
Servicios de información
Documentos de la UNESCO
Naciones Unidas
- Centro de Noticias ONU
- Sitios web de la ONU

Versión para imprimir
Los medios pueden utilizar y reproducir libremente el material publicado por UNESCOPRESS

UNESCO
UNESCOPRESS
7, Place de Fontenoy
75352 PARIS 07 SP, France

 

Para fomentar el debate democrático  
La UNESCO, preocupada por la situación de la reserva de Okapis en la República Democrática del Congo
Contacto editorial: Lucía Iglesias Kuntz. Oficina de Información Pública, Sección Editorial.Teléfono: 33 (1)45681702 - Email

04-02-2003 5:00 pm París – La UNESCO expresó su inquietud frente a las depredaciones cometidas en la Reserva de Fauna para Okapis, inscrita en la Lista del Patrimonio Mundial en 1996 y un año después en la Lista del Patrimonio en Peligro. En una carta enviada al jefe de la Misión de la Organización de las Naciones Unidas en la República Democrática del Congo (MONUC), la UNESCO pidió la ayuda de ésta para poner freno a las graves amenazas que se ciernen sobre la reserva. “Estamos muy preocupados por los recientes enfrentamientos ocurridos en la región de Ituri entre las milicias del Movimiento de Liberación del Congo (MLC) y sus aliados de la Reagrupación Congoleña para la Democracia–Nacional (RCD-N) y el RCD-Kisangani, Movimiento de Liberación (RCD-K-ML), escribió Francesco Bandarin, Director del Centro del Patrimonio Mundial de la UNESCO, a Amos Namanga Ngongi, jefe de la MONUC y Representante Especial del Secretario General de las Naciones Unidas en la RDC, en una carta con fecha de 14 de enero de 2003.

“Según la información de que disponemos, estos enfrentamientos tuvieron efectos desastrosos en la Reserva de Fauna para Okapis”, continúa Bandarin. “Las milicias saquearon la estación del parque de Epulu y, al carecer de armas, los guardas tuvieron que huir a la selva, lo que tuvo como consecuencia un aumento inquietante de la caza furtiva, especialmente de elefantes, llevada a cabo por grupos armados”.

Frente a las nuevas amenazas que pesan sobre la reserva, la UNESCO solicitó el apoyo de la MONUC para intentar salvar lo que todavía puede salvarse y para socorrer al personal del parque. “Nos contentó mucho que la MONUC facilitara la firma de un acuerdo de alto el fuego en Gbadolite entre los tres movimientos rebeldes presentes en la zona el 30 de diciembre de 2002”, escribe Francesco Bandarin.

“Sin embargo, como el acuerdo prevé que las tropas del MLC se retiren a 20 km de la ciudad de Mambassa, estas tropas correrían el riesgo de quedar estacionadas en medio de la Reserva de Fauna para Okapis, lo que tendría consecuencias nefastas para la conservación del sitio. Por eso, solicitamos su apoyo para garantizar que la retirada se haga hasta el pueblo de Mungbere hacia el norte y hasta el de NiaNia por el oeste. También apreciaríamos mucho que las fuerzas de la MONUC facilitaran los desplazamientos del personal del parque por la zona, el rearme de los guardas y las patrullas de lucha contra la caza furtiva”.

La Reserva de Fauna para Okapis es, junto con los Parques nacionales de Virunga, de Garamba, de Kahuzi-Biega y de Salonga, uno de los cinco sitios del patrimonio mundial de la RDC que figuran también en la Lista del Patrimonio en Peligro. Esta reserva ocupa cerca de la quinta parte de la selva de Ituri, al noreste de la RDC. Está habitada por poblaciones nómadas de pigmenos mbuti y de cazadores efe, y alberga numerosas especies amenazadas de primates y de pájaros, así como a 5.000 de los 30.000 okapis en libertad que quedan en el mundo.

En asociación con la Fundación de las Naciones Unidas (FNU), la UNESCO lleva a cabo desde el año 2000 y hasta 2004 un proyecto que, bautizado “Conservación de la biodiversidad en las regiones en conflicto armado: protección del patrimonio mundial natural en la República Democrática del Congo”, aplica en los cinco sitios mencionados una estrategia a dos bandas.

En el plano internacional, la Organización y la FNU tratan de lograr el apoyo político de todas las instancias gubernamentales de la RDC y de los Estados limítrofes implicados en el conflicto. Y en el plano local, envían ayudas directas, destinadas en particular a pagar a los guardas forestales, que dan prueba de determinación en la protección de los sitios. El personal de los parques se beneficia también de programas de formación mediante los cuales se les ayuda a adaptarse a la crisis.

El presupuesto total de este proyecto asciende a 4,3 millones de dólares. De ellos, 2,9 millones proceden de la Fundación de las Naciones Unidas y otros 250.000 del gobierno belga. El resto de los fondos (1,15 millones de dólares) los aportará la Unión Europea. La mayor parte de este presupuesto se utiliza para ayudar a los 1.100 guardas que patrullan a diario en los cinco sitios del patrimonio mundial de la RDC.






Fuente Comunicado de prensa nº 07- 2003
Autor(es) UNESCOPRESS


 ID: 9202 | guest (Leer) Updated: 11-07-2003 1:38 pm | © 2003 - UNESCO - Contact