Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura
El Director General condena el asesinato del Muhamad Al-Ban, reportero de televisión iraquí

El Director General de la UNESCO, Koichiro Matsuura, expresó hoy su firme repulsa por el asesinato del camarógrafo y periodista de televisión Muhamad Al-Ban, que fue perpetrado hoy en la ciudad de Mosul, al Norte del Iraq.

“Condeno el asesinato de Muhamad Al-Ban”, ha declarado el Director General. “Es atroz hallarse una vez más ante el hecho de que un esforzado periodista iraquí haya pagado con su vida el derecho humano fundamental a ejercer la libertad de expresión, así como el derecho democrático esencial del pueblo iraní a estar informado de los acontecimientos que le afectan. Para lograr la reconstrucción del Iraq y el retorno al Estado de derecho, es absolutamente imprescindible poner un término a la escandalosa y mortífera serie de asesinatos perpetrados contra los periodistas y profesionales de los medios informativos”.

Muhamad Al-Ban tenía 58 años de edad y trabajaba en calidad de periodista y camarógrafo para el canal de televisión privado Al-Sharqiya. Fue acribillado a balazos cuando salía de su domicilio en Mosul. Según la agencia de noticias Associated Press, su mujer se halla herida de resultas de este atentado. Muhamad Al-Ban es el segundo periodistas del canal Al-Sharqiya asesinado en lo que va de mes. Anteriormente, el 3 de noviembre, otro corresponsal de esta televisión, Ahmad Al-Rachid de 28 años de edad, fue matado en Bagdad, según informó en su momento el Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ).

El CPJ señala que, desde marzo de 2003, han sido asesinados en Iraq 86 periodistas y 37 empleados de los medios informativos por motivos directamente relacionados con el ejercicio de su profesión.

La UNESCO es el único organismo de las Naciones Unidas que tiene el mandato de defender la libertad de expresión y la libertad de prensa. El artículo I de su Constitución declara que la Organización se propone “asegurar el respeto universal a la justicia, a la ley, a los derechos humanos y a las libertades fundamentales que sin distinción de raza, sexo, idioma o religión, la Carta de Naciones Unidas reconoce a todos los pueblos del mundo”. Para lograrlo, la Organización debe fomentar “el conocimiento y la comprensión mutuos de las naciones prestando su concurso a los órganos de información para las masas” y recomendar “los acuerdos internacionales que estime convenientes para facilitar la libre circulación de las ideas por medio de la palabra y de la imagen…”.



 
Autor(es) UNESCOPRENSA
Fuente Comunicado de prensa N°2006-140
Fecha de publicación 16 Nov 2006
© UNESCO 1995-2007 - ID: 35716