Inicio - Servicio de prensa
UNESCOPRESS
Comunicados de prensa
Anuncios de prensa
Especiales
Fototeca
Oficinas fuera de la sede
Relaciones con la prensa

Portavoz del Director General
Flash Info
Nuevo Correo de la UNESCO
Agenda cultural
Ediciones UNESCO
Servicios de información
Documentos de la UNESCO
Naciones Unidas
- Centro de Noticias ONU
- Sitios web de la ONU

Versión para imprimir
Los medios pueden utilizar y reproducir libremente el material publicado por UNESCOPRESS

UNESCO
UNESCOPRESS
7, Place de Fontenoy
75352 PARIS 07 SP, France

 

Para fomentar el debate democrático  
El Director General de la UNESCO advierte de que queda mucho por hacer para establecer un sistema de alerta temprana contra tsunamis
Contacto editorial: Sue Williams, Sección de Relaciones con la Prensa, tel. +33 (0)1 45 68 17 06, móvil +33 (0)6 14 69 54 98 - Email

15-04-2005 4:25 pm El Director General de la UNESCO, Koichiro Matsuura, urgió a los países de la cuenca del Océano Índico y a los países donantes a “comprometerse sin reservas” en favor del establecimiento y la puesta en marcha de un sistema de alerta contra tsunamis en la región. El Director General hizo este llamamiento en un mensaje leído en su nombre a los participantes en la segunda reunión internacional de coordinación para el desarrollo de un sistema de alerta contra los tsunamis y de mitigación de sus efectos en el Océano Índico. La reunión, que se celebra en Grand Baie, Mauricio, está evaluando los progresos realizados con vistas al establecimiento del sistema, previsto en junio de 2006.

“La naturaleza nos ha advertido de nuevo que no hay espacio para la complacencia”, dijo Matsuura, refiriéndose al grave terremoto que sacudió el 28 de marzo pasado a toda una serie de islas frente a las costas de Sumatra (Indonesia), matando a varios cientos de personas y causando graves daños.

Aunque tanto el Sistema de Alerta contra Tsunamis del Pacífico como la Agencia Meteorológica de Japón transmitieron rápidamente la información, “todavía no tenemos medios para detectar la presencia de un tsunami en la parte oriental del Océano Índico”, agregó Matsuura.

“El riesgo de que se produzca un maremoto es real, y no nos podemos permitir no estar preparados en caso de que ocurra un desastre mayor [...]. Por lo tanto, pido a todos los gobiernos que participan en esta iniciativa, en especial a los que no se vieron afectados directamente y para los que la urgencia de actuar puede parecer una reacción exagerada, que se comprometan sin reservas. Pueden hacerlo inmediatamente identificando y capacitando a nivel nacional a funcionarios encargados de recibir la información sobre los tsunamis.”.

Hasta ahora, 16 países de la región han designado a ese tipo de funcionarios u organismos.

Matsuura reiteró también su convicción de que ese sistema sólido, eficaz y duradero de alerta contra los tsunamis, debería “integrarse plenamente en el sistema mundial de observación de los océanos actualmente operativo y utilizado también para prevenir otras catástrofes similares, como olas de tormentas o ciclones”.

El objetivo de lograr un sistema así para el Océano Índico para junio de 2006 es “realista”, dijo el Director General, “a condición de que se utilicen las redes existentes de comunicación e instrumentación, se trabaje en su inmediata modernización y se establezca como primera prioridad la creación de centros nacionales de alerta”.

El primer ministro de Mauricio, Paul Raymond Berenger, que inauguró oficialmente la reunión este viernes, se hizo eco de las preocupaciones de Matsuura: “Cualquier dilación”, dijo, “podría tener como resultado más pérdidas humanas, daños materiales e impactos negativos irreversibles”.

El primer ministro subrayó asimismo la importancia de la colaboración entre los países y coincidió con Matsuura en que el sistema “debe basarse en la cooperación internacional, de acuerdo con el principio del intercambio abierto, libre y no restringido de datos y de información”.

Matsuura, el primer ministro Berenger y el Director de la Secretaría Interagencias de la Estrategia Internacional para la Reducción de Desastres de la ONU (UN/ISDR), Sálvano Briceño, pidieron a los donantes que mantengan el espíritu de compromiso y el apoyo al trabajo emprendido. Briceño agradeció en particular a los gobiernos de Japón, Noruega, Suecia, Finlandia y Alemania así como a la Comisión Europea sus “tremendos esfuerzos” y alentó a todos los donantes a “dar un paso más y cubrir las necesidades que se han identificado” para poner en marcha un sistema plenamente funcional.

La reunión, en la que se presentaron también los informes del trabajo hecho hasta ahora, terminará el 16 de abril con un llamamiento a los donantes y una presentación de propuestas para el proyecto.


Sitio Internet



Fuente Comunicado de Prensa N°2005-44
Autor(es) UNESCOPRENSA


 ID: 26942 | guest (Leer) Updated: 02-05-2005 8:56 am | © 2003 - UNESCO - Contact