Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura
La UNESCO e INTERPOL refuerzan su cooperación contra el tráfico de objetos de arte iraquíes

París – La UNESCO y la Organización Internacional de Policía Criminal-Interpol reforzaron su colaboración en materia de lucha contra el tráfico ilícito de bienes culturales iraquíes mediante la firma ayer de una enmienda al Acuerdo de Cooperación que une a ambas organizaciones desde 1999.

El Director General de la UNESCO, Koichiro Matsuura, se congratuló por la firma de este acuerdo y declaró: “Este acuerdo, que permitirá sin duda avanzar en la protección del patrimonio cultural iraquí, es también una prueba de la voluntad de la comunidad internacional de hacer de la lucha contra el tráfico ilícito de bienes culturales una prioridad. Y también el reconocimiento de que estos bienes no pueden considerarse mercancías corrientes, ya que son uno de los elementos fundamentales de la identidad de los pueblos”.

La enmienda fija el marco para la creación y divulgación de una base de datos de los bienes culturales robados en Iraq, cuya coordinación científica le ha sido encomendada a la UNESCO. En la firma, celebrada el 8 de julio en la Sede de la Organización, participaron el Subdirector General para la Cultura de la UNESCO, Mounir Bouchenaki, y el Director Ejecutivo de los servicios policiales de Interpol, Willy Deridder.

Este proyecto es resultado de una decisión tomada en la reunión sobre el patrimonio cultural iraquí organizada en la sede de Interpol, en Lyón (Francia) los días 5 y 6 de mayo de 2003. Una vez que esté en marcha, los servicios de aduana, las policías y los actores del mercado mundial del arte dispondrán de información regularmente actualizada sobre los bienes culturales robados en Iraq.

Este inventario de objetos robados en Iraq, que se establecerá gracias a los datos científicos que facilitarán la UNESCO y otras fuentes nacionales e internacionales, se incluirá en el CD-Rom sobre obras de arte robadas en el mundo que Interpol produce y actualiza cada dos meses desde 2001 (disponible en francés, inglés y español). Próximamente podrá también consultarse en Internet.

Ya en marzo de 2003, la UNESCO pidió a Interpol que reforzase su acción para luchar contra el tráfico de bienes culturales iraquíes. También incluyó a un representante de esta organización policial en la segunda misión de expertos dirigida por Mounir Bouchenaki que la Organización envió a Iraq del 28 de junio al 5 de julio para verificar el estado del patrimonio iraquí.

Desde hace varios años, las dos organizaciones mantienen contactos permanentes sobre las obras de arte robadas que aparecen en el mercado internacional. Interpol participa en las reuniones del Comité Intergubernamental de la UNESCO para fomentar el retorno de los bienes culturales a sus países de origen o su restitución en caso de apropiación ilícita, que se celebran cada dos años. Ambos organismos cooperan también en numerosos países para formar especialistas en la lucha contra el tráfico ilícito de bienes culturales.

La acción de la UNESCO en materia de lucha contra el tráfico ilícito de bienes culturales se inscribe en el marco de la aplicación de la Convención de 1970, de la cual es depositaria. Actualmente, esta Convención sobre las Medidas que Deben Adoptarse para Prohibir e Impedir la Importación, la Exportación y la Transferencia de Propiedad Ilícitas de Bienes Culturales cuenta con 100 Estados Partes, entre ellos Iraq y varios países claves en el mercado mundial del arte. 1

Además, en el párrafo séptimo de su Resolución 1483 de 22 de mayo de 2003,2 el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas “decide que todos los Estados Miembros adopten las medidas que corresponda para facilitar el retorno seguro a las instituciones iraquíes de los bienes culturales y otros artículos de valor científico especial o importancia arqueológica, histórica, cultural, o religiosa que fueron sustraídos ilícitamente del Museo Nacional, la Biblioteca Nacional y otros lugares del Iraq desde la aprobación de la resolución 661 (1990) de 6 de agosto de 1990, incluso prohibiendo el comercio o la transferencia de esos bienes o de aquellos respecto de los cuales haya sospechas razonables de que han sido sustraídos de manera ilícita e insta a la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, la Interpol y otras organizaciones internacionales, según proceda, a que presten asistencia en la aplicación del presente párrafo”.



 
Autor(es) UNESCOPRESS
Fuente Comunicado de prensa nº 44-2003
Sitio Web (URL) Unesco Cultura
Website 2 (URL) Consejo De Seguridad
Contacto editorial: Sophie Boukhari, Oficina de Información Pública, Sección Editorial, Tel: 33 (0) 145681703
- Email s.boukhari@unesco.org
Fecha de publicación 10 Jul 2003
© UNESCO 1995-2007 - ID: 13501