Inicio - Servicio de prensa
UNESCOPRESS
Comunicados de prensa
Anuncios de prensa
Especiales
Fototeca
Oficinas fuera de la sede
Relaciones con la prensa

Portavoz del Director General
Flash Info
Nuevo Correo de la UNESCO
Agenda cultural
Ediciones UNESCO
Servicios de información
Documentos de la UNESCO
Naciones Unidas
- Centro de Noticias ONU
- Sitios web de la ONU

Versión para imprimir
Los medios pueden utilizar y reproducir libremente el material publicado por UNESCOPRESS

UNESCO
UNESCOPRESS
7, Place de Fontenoy
75352 PARIS 07 SP, France

 

Para fomentar el debate democrático  
El padre Emilio Shufani (Israel) Galardonado con el premio UNESCO de educación para la paz 2003
Contacto editorial: Monique Perrot-Lanaud – Oficina de Información Pública – Sección Editorial. Teléfono: +33 (0)1 45 68 17 14 - Email

28-05-2003 10:00 am París – A propuesta del jurado internacional del Premio UNESCO de Educación para la Paz, el Director General de la UNESCO, Koichiro Matsuura, ha atribuido esta recompensa al sacerdote árabe israelí Emilio Shufani, director del colegio grecocatólico de San José en Nazaret.
Reunido en la Sede de la Organización el 26 y el 27 de mayo, el jurado declaró: “Su actitud personal y su acción estuvieron siempre impregnadas de diálogo, de paz y de tolerancia, así como de un empeño constante en reconciliar a los árabes y a los judíos”.

Apodado “El Cura de Nazaret” el padre Emilio Shufani, nacido en 1947 y director del Colegio de San José desde 1976, elaboró en 1988 el proyecto «Educación para la paz, la democracia y la coexistencia» que se ha venido aplicando en ese centro docente. Se ha esforzado por propiciar el acercamiento entre árabes y judíos, hermanando su colegio con la escuela judía Lyada de Jerusalén y fomentando los intercambios de alumnos. En su opinión, la diversidad cultural y religiosa no representa en modo alguno un obstáculo, sino que se debe considerar un vector de la paz. El padre Shufani ha expresado lo esencial de su pensamiento en dos libros de entrevistas, El Cura de Nazaret (1998) y Comme un veilleur attend la paix (2002).

A finales de 2002 inició en Israel y Francia el proyecto «Memoria para la paz» a fin de preparar una peregrinación conjunta de judíos y árabes a Auschwitz-Birkenau. Con este motivo, declaró lo siguiente: «Hago un llamamiento a mis hermanos árabes para que se unan a mí en la realización de un gesto solemne, espontáneo y resueltamente osado. En Auschwitz-Birkenau, en el lugar mismo que encarna la atrocidad del genocidio, mostraremos nuestra fraternidad con los millones de víctimas y proclamaremos nuestra solidaridad con sus hijos e hijas. [...] Este acto de rememoración representará nuestro radical rechazo de una humanidad semejante y será un testimonio de nuestra capacidad para comprender la herida del prójimo. [...] Hago también un llamamiento a mis hermanos judíos para que se unan a esta peregrinación, que irá precedida por una serie de encuentros y diálogos. Invito a todos mis hermanos, judíos y árabes, a que antes, después y durante esta acción común, hagan todo lo posible para que ésta cobre su pleno sentido, es decir, el de un primer paso para edificar una confianza recíproca».

Además se atribuyó una mención honorífica del Premio a Yolande Mukagasana, nacida en 1954 en Rwanda y poseedora de la doble nacionalidad rwandesa y belga. Durante el genocidio de la guerra civil de1994, perdió a su marido y sus tres hijos, al mismo tiempo que contemplaba la destrucción del centro sanitario que había fundado. A continuación, creó un centro de albergue para huérfanos y adoptó a 17 de ellos. Refugiada en Bélgica desde 1995, creó en este país cuatro años más tarde la «Nyarimambo - Punto de Apoyo - Fundación para preservar la memoria del genocidio en Rwanda y para la reconstrucción” que actúa sensibilizando al público a esta tragedia, y sobre todo a los jóvenes, por medio de la literatura, del teatro y de conferencias. La fundación ha organizado, por ejemplo, la exposición denominada «Las heridas del silencio» en escuelas de Rwanda, Canadá y múltiples países europeos.

Formaban parte del jurado las siguientes personalidades: Lucy Smith (Noruega), Arjun Appadurai (India), Mohammed Arkoun (Argelia), Javier Pérez de Cuéllar (Perú) y Cassam Uteem (Mauricio).

El Premio UNESCO de Educación para la Paz se viene atribuyendo desde 1981 para promover actividades encaminadas a sensibilizar a la opinión pública y movilizar las conciencias en pro de la paz. Está dotado con 30.000 dólares donados por la Nippon Foundation. En 2002, el premio se atribuyó a la City Montessori School (India), y entre las personalidades e instituciones galardonadas en años anteriores figuraron: el Centro Judeoárabe por la Paz de Givat Haviva (Israel), el obispo Nelson Onono-Onweng (Uganda), las Madres de la Plaza de Mayo (Argentina), Prayudh Payutto (Tailandia), Madre Teresa (India), Rigoberta Menchu Tum (Guatemala) y Paulo Freire (Brasil).

Las recompensas se entregarán a los galardonados el próximo 8 de septiembre en la sede de la UNESCO.






Fuente Comunicado de prensa n° 2003-32
Autor(es) UNESCOPRESSE


 ID: 12590 | guest (Leer) Updated: 26-08-2003 12:17 pm | © 2003 - UNESCO - Contact